SUFRIÓ, PERO AL FINAL SE QUEDÓ CON EL TRIUNFO


Ladricer Azul venció a CPAC con sólo un tanto de diferencia en un partido que se le complicó y pudo haberlo perdido.

Por la cuarta fecha del Torneo Clausura de Primera División, en el escenario del Complejo Belgrano, Ladricer Azul enfrentó al conjunto de CPAC. El último campeón era el favorito en la previa, y finalmente sí lo logró, pero no le sobró nada y hubo pasajes en los que se veía muy complicado.

Desde el arranque CPAC mostró sus ganas de quedarse con la victoria. Los de verde eran más contundentes en los ataques con Agustín Cososola como pivot, y el arquero Augusto Maldonado se hizo gigante con muy buenas atajadas. Recién cuando el final de la primera mitad se acercaba, Ladricer reaccionó con el ingreso de Maximiliano López y pudo irse al descanso ganando 12 a 10.

En el segundo tiempo los de blanco arrancaron mejor, pero luego tuvieron una baja de intensidad en el juego y el CPAC pudo emparejar la situación. El cansancio y la falta de efectividad aquejaron a Ladricer en una parte importante de estos 30 minutos, anotando lo justo y necesario como para no perder terreno. Su rival, por su parte, dejó todo en su afán por dar el batacazo y estuvo cerca de lograrlo, pero al final no pudo con la calidad y la experiencia de uno de los equipos más importantes de la provincia. El marcador fue 24 a 23, y el goleador del encuentro fue Fernando Morales con siete tantos, a pesar de que su equipo fue derrotado.

En el post partido, Exequiel Heredia García, uno de los pilares en el juego de Ladricer, admitió que al equipo le faltó intensidad, pero rescató el haber logrado el triunfo y el compañerismo. “No jugamos como siempre, recién volvemos de un viaje y se notó el cansancio, pero mañana hay una nueva fecha y vamos a darlo todo otra vez”, expresó.

Previo a este encuentro, las representantes femeninas de ambos elencos también se efrentaron, y el equipo victorioso fue el mismo, sólo que el resultado fue 28 a 15. Además, Ladricer Rojo le ganó el clásico a CAIH. El tanteador final de un gran partido fue 26 – 23.

Previous Empate con sabor a poco
Next Círculo de campeones

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *